Mensajes
Artículos, Sala de Prensa

El desarrollo humano es una cuestión de poder: el 4%

La sociedad dominicana es muy desigual y ha generado una estructura institucional que reproduce  esa desigualdad. Aún peor, la arquitectura del aparato productivo dominicano se caracteriza por generar riqueza y exclusión social al mismo tiempo.  No hay razones para suponer que esa situación cambiará de forma espontánea.  Ni que las instituciones del sistema político lo van a cambiar, porque ellos son los principales beneficiarios del irrespeto a las leyes y las normas.

 

Lamentablemente, la política en el país se ha vaciado de contenidos, ha dejado de ser un espacio de concertación y de convocatoria ciudadana para convertirse en un mecanismo de ascensión social, en un negociado para que unos pocos se hagan ricos y vivan en un régimen de impunidades.  La corrupción es la norma y no la excepción.

 

El estado de ilegalidades a la que vive sometida la ciudadanía, la constante violación de las leyes sin consecuencia para las autoridades y los allegados, así como la fragilidad de las instituciones reflejan unas relaciones de poder que beneficia al grupo que controla el aparato del Estado y a los nuevos ricos que va creando. El Estado dominicano está secuestrado y no refleja el interés común, el interés de la ciudadanía.

 

En esta circunstancia, es la acumulación de poder ciudadano, es la movilización social, es la creación de  una fuerza externa al sistema político lo que puede obligar a que el Estado cumpla con la legalidad, es lo que puede hacer cambiar la situación de exclusión en que viven la gran mayoría de los dominicanos y dominicanas.

 

La movilización social, en el marco del respeto de las leyes, es la única opción que nos queda a los ciudadanos y ciudadanas en la República Dominicana para vivir en un Estado de derechos.  Solo así el sistema político y la correlación de fuerzas sociales podrá cambiar, porque en las condiciones actuales del país el desarrollo humano es una cuestión de poder cuando debería ser una cuestión de derechos. Sólo la movilización social puede llevar a mejorar nuestro sistema educativo, sólo así podremos llegar al 4% para la educación.

  • Miguel Ceara-Hatton. Un ciudadano
Anuncios

Acerca de Coalición Educación Digna

La coalición por la educación digna es un esfuerzo de un conjunto de organizaciones y activistas que piden mediante acciones cívicas y pacificas, que se cumpla de una buena vez con la LEY GENERAL DE EDUCACION 66-97, la que establece que el 4% del PIB en el presupuesto nacional sea destinado en inversión a la educación. Con el arma de un paraguas y sombrillas amarillas (el cual usan para cubrirse del sol) en la mano que reza 4% para la educación, un conjunto de organizaciones y activistas iniciaron su cruzada de respeto a la ley, ha esta se han sumado un sin numero de ciudadanos de toda índole que se han vuelto en una avalancha ciudadana. Más Información: Educacióndignard@gmail.com

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: